«

»

Dic 04

255 Años de la ciudad del Guarapiche

EL MATURÍN DE LOS CANTARES Y ESPERANZAS

            La ciudad de Maturín, capital del estado Monagas, arriba hoy lunes 7 de diciembre a 255 años, de haberse firmado el acta constitutiva o fundacional por pobladores Guaraunos, Chaimas, caribes y refrendada por el sacerdote católico Fray Lucas de Zaragoza, quien llega a este poblado renombrado desde 1653, cuando los padres jesuitas Denis Mesland y Pierre Pelleprat, de la misma congragación a la que pertenece el papa Francisco, procedentes de la isla Martinica bautizan a un cacique indígena entre los ríos Guarapiche y Amana, en honor al Santo Patrono San Mathurin que se veneraba en Francia.

            Tal información fue suministrada por el Profesor Edgar Rondón, Cronista de la Parroquia Alto de los Godos y Coordinador de Acervo Histórico del Municipio Maturín, quien observó que la ciudad cumpleañera ha tenido un desarrollo a la altura de las grandes ciudades de Venezuela y Latinoamérica, llegando a un potencial de 542.259 habitantes en el 2015. Desde su fundación hasta nuestros días, Maturín ha tenido conjugación de estelas que ha recorrido su historia debido a su condición ciudadana, donde destacan emprendedores de los diferentes ámbitos sociales, económicos y políticos del estado Monagas.

       En el aspecto musical se destacan Carlos Mohle, autor del himno del estado Monagas, decretado oficialmente el 24 de octubre de 1910, otro ilustre es José Apolinar Cantor, Director de la Banda Oficial del estado Monagas y de la Escuela de Música José Gabriel Núñez Romberg, creada el 23 de agosto de 1954; Agapito Cifuentes Rey, llega a Maturín el 15 de octubre de 1940 a trabajar en la Banda Oficial, como primer clarinete y ejecutor del Saxofón, luego ocupa la dirección de la mencionada institución.

      Desde el siglo XX hasta la actualidad, podemos mencionar los siguientes emprendedores de este arte, donde se destacan los siguientes directores de la Banda Oficial del Estado Monagas, Rey Cantor, ejecutor y Director de la Orquesta Sinfónica de Venezuela; Luis José Fleming Velásquez, arreglista musical y Director de la banda Marcial; José Chacón, profesor de aula de la Escuela José Gabriel Núñez Romberg; José Jacinto Urbano (Chinto), y otros músicos de talento que han engalanado el prestigio musical monaguense entre ellos, Víctor Sánchez, José Rafael Silvio, Pablo Cardozo, Antonio Salazar, Héctor Sequera, José Cantor, Gerardo Cantor, Juan José Sotillo, José Francisco Aceituno, Miki Bul, etc.

      También nos encontramos con cantantes populares que hicieron historia en el estado Monagas como Jesús Barreto (Escalera), Nano Guapachá Núñez; David Marcano, Euglides Mejías, Ángel Balbás, Fernando Amaya, los hermanos Yimi, Germy Licet (Mario Rocco), Nebar Carrera, Orlando Rodríguez, y Carlos Leonett. En este medio artístico podemos mencionar al autor y compositor del pasodoble Feria de San Simón Eulides Coll y su arreglista musical Luis José Fleming Velásquez, melodía de gran aceptación pública en honor a la feria que se celebra todos los años en la metrópolis monaguense.

Jesús Barreto (Escalera), cantante guarachero desde la década del 50

Escalera, cantante                       guarachero

          En 1957 se destacó el cantante de guaracha Jesús Barreto (Escalera) con el conjunto de Dimas Montaño, luego con la orquesta los Selectos, finalizando sus éxitos con el Combo Melorítmico, actualmente 2015, tiene 83 años de edad, y sigue cantando el mismo estilo en fiestas privadas y familiares. Sus descendientes para este 27 de diciembre le preparan un homenaje por su larga trayectoria en el mundo de la música monaguense, donde se tiene pautado invitar a sus amigos y fanes de la década del 50 que bailaron  los grandes éxitos de estos momentos inolvidables del acontecer regional; fueron muchos los templetes en el carnaval, donde se agotaban las entradas para escuchar el guaracheron Escalera, Hoy sus recuerdos perduran en la farmacia Dr. Barreto, donde regenta con su hijo este importante negocio. Allí sus amigos y fanes lo saludan y comparten las experiencias de este destacado cantante, que se afana conservar su juventud con chistes y cuentos de las grandes y pequeñas fiestas que engalanaban la ciudad de Maturín en la mitad del siglo XX.

        En el espectro a los escultores contamos con los creadores Julio Vera, Aníbal Villarroel, Efraín Chaín Villarroel, autor de la estatua del Indio Maturín, y del símbolo de la plazas 7, ubicado frente la Universidad Bolivariana de Venezuela, como también moldeó los bustos de los estudiantes Guerra y Millán; Manuel Ordaz, Franklin Reyes, autor de la estatua del Cacique Guanaguanay, ubicada al final de la Avenida el Ejército.

            En el mundo de la pintura en Maturín, matizan artistas como Mateo Manaure, Juvenal Ravelo, Efraín Chaín Villarroel Moya, Cantalicio, Juan Frontado, Poli Rubi, Luis González, Moisés Paredes, con varias obras de corte histórico entre ellas las batallas de Maturín en lienzos y murales; Tomás Freítes Paz, autor de la figura de Juana Ramírez la Avanzadora, ubicado en el Despacho del Alcalde, y finalmente Olivia Bello, entre otros y otras del acontecer pictórico.

Víctor Sánchez, Director de la Orquesta de la Tercera Edad.

Víctor Sánchez, Director de la Orquesta de la Tercera Edad.

            Con respecto a los escritores, destaca Julián Padrón, Daniel Chacín Sánchez, Ligia Elena Rojas, Juan José Ramírez, Beltrán Trujillo Centeno, Osvaldo Otahola, José Segundo Aristimuño, Jesús Rafael Zambrano, Luz Marina Cruz, Domingo Rogelio León,  José Gómez Zuloaga, yenni Franco, Nellys Carrasquel, Antonio Ciliberto, y Edgar Rondón. Todos estos elementos del acontecer regional hacen de Maturín una ciudad matizada dentro del espectro de los cantares de un pueblo, que se impulsa a todo vapor para alcanzar su estatus social.

            En esta misma idea, recalca el cronista Rondón que la Sultana del Guarapiche, fue conocido oficialmente dentro de las estructuras administrativas como Cantón Maturín de la Provincia de Cumaná, el 26 de septiembre de 1822, todo un engranaje que configura la Geohistoria de esta popular ciudad, corazón del Oriente venezolano. El Acta fundacional y su denominación como Cantón ubican a Maturín, con autonomía y estructura política territorial en su contexto de comunidad de acuerdo a los procesos históricos de los pueblos; incluimos también sacerdotes, médicos, folcloristas, abogados, periodistas, deportistas, educadores y demás profesionales que han contribuido con el desarrollo de Maturín en estos largos 255 años de su fundación.

            Dentro del contexto de la esperanza -argumenta finalmente Rondón- que la ciudad de Maturín representa un tercio de la población del estado Monagas, con una estratificación socio urbano, donde se ha venido tomando en cuenta el espacio humanizado que la convierten en deleite para sus conterráneos, porque se ha tomado en cuenta áreas verdes y de recreación que ilustran rasgos de transformación progresiva en la dinámica espacial de Maturín, para que los ciudadanos y ciudadanas disfruten de la nueva visión del contexto de ciudad, consolidando definitivamente a la metrópolis hacia la humanización del entorno vanguardista de las ciudades modernas, respetuosa de su patrimonio histórico, asiento de tierra fecunda y laboriosa bañada por el Guarapiche, concluyó.

Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...
Ir a la barra de herramientas